sábado, 27 de junio de 2009

7_ Explosión

Hay veces que sentís que vas a explotar. Miles de veces. Y explotás.



Miles de situaciones te llevan a creer que dentro de tu cuerpo no hay sangre, sino combustible. Y como en una película mala de acción, vuela el Zippo encendido hacia los gases de ese combustible... pum...

Explotaste.

De la explosión no salen partes de tu cuerpo fragmentadas; sino mierda, porquería y basura guardada que ningún analista pudo barrer.
Calor en el pecho... subiendo, escalando hasta la comisura de tus labios que vomitan todo.
Manchaste a todos. Tu basura se expandió.

No lo pudiste controlar. No lo dominas. Furia contenida es expulsada de tu cuerpo de forma verbal hiriendo y lastimando mas que el certero golpe de un karateca.

Daños irreparables. Suciedad.

No hay tiempo para reconstruir nada.

Explotaste.

Pum.
Chau.
Adios.

El fin.

no importa quien soy.

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Lo importante es que siempre algo aparece que te da la pauta para poder reconstruir.... pero es verdad... a veces hay mierdas internas que no hay años de terapia que la puedan sacar....

no importa quien soy. dijo...

pum.

a veces sólo pum... nada mas.